La recogida de muebles usados en Ceuta permite darles un nuevo uso. Pero antes de ponerlos a disposición de sus nuevos propietarios, en muchos casos es necesario realizar algunas tareas de restauración, ya que la mayoría de ellos cuentan con varias décadas de uso, algo que se nota con suma facilidad. ¿Cómo se restauran estos muebles?

Lo primero que hay que hacer antes de restaurar un mueble es fijarse en su material. Como te imaginarás, no es lo mismo reparar un mueble elaborado en madera que uno de metal. Cada uno requiere de unos tratamientos específicos para volver a lucir como el primer día. En el caso de la madera, por ejemplo, se lija la superficie para eliminar desperfectos superficiales y para aplicar una nueva capa de barniz que garantice la resistencia del material.

Con la recogida de muebles usados en Ceuta también se lleva a cabo su puesta a punto. Es frecuente aprovechar para eliminar cualquier plaga que pudiera sufrir la pieza en concreto. En la madera, por ejemplo, la carcoma y las termitas pueden acabar con un mueble hasta inutilizarlo. Por esta razón se revisan a fondo los muebles y se aplican tratamientos para eliminar estos insectos.

En el caso de los de metal, el principal problema es su oxidación. Ante un caso de esta magnitud puede que sea insuficiente limar o pulir la parte afectada. Eliminar la zona oxidada y sustituirla por otra es una buena solución, aunque requiere tener cierta pericia para evitar que sea detectado el nuevo metal añadido.

Como has podido ver, la restauración de muebles depende en gran medida del material y debe realizarse de manera muy cuidadosa. Desde Remar te invitamos a contactarnos y a que tengas en cuenta nuestros servicios. Nos encargamos de la recogida de muebles usados y les damos un nuevo uso.